Mientras la amenaza internacional del coronavirus aumenta, funcionarios del área de Infectología de Argentina salieron a poner paños fríos a la situación local. “No hay que alertarse”, remarcó este Omar Sued, titular de la Sociedad Argentina de Infectología, y recomendó estar más pendiente del sarampión y dengue, a la vez que afirmó que “estamos preparados para evitar casos” del virus proveniente de China.

“No hay que alarmase por esto, sino estar más pendiente por el dengue y el sarampión o la fiebre amarilla si viajan a Brasil y vacunarse, lo mismo cuando llegue la gripe o neumonía, hay que vacunarse con tiempo”, aseveró en declaraciones a Radio Mitre. En relación al coronavirus remarcó que “estamos en riesgo, pero preparados para evitar que suceda un caso”.  El profesional, aseguró, además, que “parece que las medidas de prevención en los diferentes países es efectiva porque no hay epidemia en todos lados aunque, de todas formas estamos preparados y en contacto permanente con el Ministerio de Salud de la Nación”. Sued aclaró también que “el tipo de actividades que se realizan en el verano no facilita la transmisión de este virus”.

“Este coronavirus tiene un 3% de mortalidad, mucho menor que en otras epidemias del 2003 y 2014 que rondaban entre un 10 y un 30%, aunque igualmente es un número alto para un tipo de infección viral”, detalló el médico. La mayoría de las personas afectadas que fallecieron por este virus, según información a la que accedió la Sociedad Argentina de Infectología, “tienen más de 60 años, y es probable que tengan inmunodeficiencia, enfermedades crónicas, problemas cardiovasculares, asma, entre otros”.

Respecto a casos registrados en otros países, Sued remarcó que “mientras uno mantenga el caso aislado, este virus tiene un período de incubación muy corto de 14 días, entonces si las personas que estuvieron en contacto no presentan síntomas luego de las dos semanas, uno se queda tranquilo” aunque aclaró que “hay que extremar los cuidados para que se recupere bien”.

“Posiblemente encuentren pronto una vacuna pero por ahora hay medidas de soporte para estas personas y todo el sistema de salud está alertado respecto de las recomendaciones del Ministerio de Salud de aislar pacientes y no pasar por alto cuando lleguen a la guardia personas con fiebre que hayan estado de viaje, lo mismo que en el aeropuerto”, indicó Sued. Este martes, la OMS elevó la amenaza internacional de la epidemia a “alta”.

El director de la Organización Mundial de la Salud, Tedros Adhanom Ghebreyesus, dijo que el organismo renunció por el momento a declarar “emergencia internacional”. Investigadores de Hong Kong estimaron que el número de casos podría superar ya los 40.000 y que el número de contagios podría duplicarse cada seis días, por lo que consideraron que los gobiernos deben tomar medidas “draconianas” para limitar los desplazamientos de la población y detener la propagación de la epidemia. Con un pico, esperado entre finales de abril y principios de mayo, podría verse un aumento de casos de contagio a razón de 150 mil por día en las principales metrópolis, desde Pekín hasta Shanghai.

Fuente Perfil.com